El servicio tiene sus orígenes en el Paso 12 del Programa de recuperación y tiene como propósito mantener al Miembro de A.A. en constante  desarrollo espiritual para dar respuesta y ofrecer la solución del programa de A.A. a la persona afectada por el alcoholismo.

Cabe destacar que El Grupo de A.A. principalmente en la Quinta Tradición que se vincula con los Miembros del Grupo los invita a participar, a trabajar en unidad para llevar el mensaje de A.A. a la persona en busca de información en el Grupo.

Como el Grupo de A.A. no tiene otra afiliación y al unirse estos dos Principios Paso Doce y Quinta Tradición surge una sinergia con la participación de cada Miembro del Grupo que hace posible la ayuda para sí mismos y para otras personas en la motivación de lograr la sobriedad deseada.

En el caso de A.A. todas estas actividades de servicio están respaldadas en toda la literatura de A.A. que permite un buen desempeño del servidor en los diferentes niveles de servicios.

De esta forma sencilla de servicio a otras personas, van naciendo necesidades para la mejora del trabajo hacia los demás.

En A.A. hay muchos servicios por hacer y se necesita de gente con actitud positiva porque la práctica del servicio requiere de tiempo disponible, buena voluntad y un tiempo prudencial en sobriedad continua de parte del Miembro de A.A.

Servicios que hacen funcionar a A.A. como un todo a través de una Oficina de Servicios Generales para realizar trabajos que los Grupos individualmente no pueden hacer como: tener personal asalariado para algunas actividades especiales, un poco de organización  para la realización de reuniones de junta, de Conferencias anuales, una Junta que se encarga de los asuntos de personalidad jurídica.

Con la entrega de este número te regalamos varias experiencias de servidores de A.A. y anexamos una nueva sección para los familiares para que expresen su Gratitud con A.A. por haber recibido la dádiva de ver a sus familiares recuperarse del alcoholismo.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta